¿Alguien sabe cuándo se empezó a bailar? Se cree que fue hace miles de años, por allá el 4.000 a. C., cuando aún no éramos capaces de comunicarnos verbalmente. Si existe la danza desde tanto tiempo por algo debe ser. Seguramente el principal motivo podría ser que esta disciplina artística tiene múltiples beneficios físicos y mentales que ayudan a conectar cuerpo y mente para mejorar la salud de grande y pequeños.

Cada estilo de danza o el tiempo que se dedica a bailar nos aportará en mayor o menor grado beneficios como los que vamos a ver a continuación.

Principales beneficios de la danza

Conocer nuevas culturas

Aunque normalmente se haga poco hincapié, la danza es una disciplina que nos permite culturizar. Mediante ella podemos conocer y entender una cultura por medio del baile. Como hemos dicho al inicio, bailar permite comunicarse y, por lo tanto, trasladar a los demás folclore, tradiciones o etnias que se desconocían. Reproducir y entender cada movimiento nos permite conocer cómo es la cultura que se representa en cada estilo.

Fomenta las relaciones sociales

Aunque podemos bailar de forma individual, no deja de ser una actividad grupal que nos permite conocer a nuevas personas y ampliar nuestro círculo de amistades. Podemos decir que bailar nos permite ampliar nuestros horizontes y puntos de vista.

Mejora tu salud mental

La danza activa tu cerebro fortaleciendo la memoria y la concentración. Todos los ejercicios aeróbicos que se realizan en el baile frenan la pérdida de volumen en la parte del cerebro que controla la memoria, con lo que previene enfermedades degenerativas como el Alzheimer.

Ayuda a tu salud física

El esfuerzo de bailarines por proyectar la fuerza, los movimientos y el estilo de cada danza, se convierte en un activador de la musculatura. No solo se pierden calorías, sino que permite mantenerse en tu línea, fortalecer toda la musculatura del cuerpo y prevenir enfermedades como osteoporosis. Además, permite mantener un buen ritmo cardiaco, mejorar la capacidad pulmonar, reducir el colesterol y/o eliminar el estrés.

Beneficios para los más pequeños

Transmitir la disciplina, control y estilo de la danza desde pequeños tiene grandes beneficios. Ayuda a relajar y reducir el estrés y les permite ganar mayor confianza en ellos mismos. Fomenta la socialización que a su vez permite desarrollar mayor sensibilidad, y empatía.

De por sí, la danza tiene múltiples beneficios para los más pequeños hasta los más mayores. Nosotros te animamos a que pruebes a ponerle ritmo a día a día para mejorar física y emocionalmente.

Empieza ya en SDS!

¡Únete a la família SDS!

Rellena el siguiente formulario y te mandaremos toda la documentación necesaria para la inscripción.

Abrir chat